Cuando queremos decorar una habitación en casa, o cuando queremos cambiar la distribución de alguna estancia, puede que nos falten metros y pensemos que estamos en un sitio demasiado pequeño. Al acabar de leer este artículo tu casa seguirá teniendo los mismos metros sobre el papel, pero habremos conseguido crear una gran sensación de amplitud mediante la utilización de espejos decorativos y otros trucos de decoración.


Aunque tradicionalmente encontraremos los espejos en los cuartos de baño, usarlos en el salón por ejemplo, nos aportará espacio, elegancia y luminosidad, aportando al espacio mayor claridad y una gran sensación de amplitud. Actualmente dispones de infinidad de espejos, de todas las formas y tamaños imaginables así como con distintos tipos de cristales.
En casas pequeñas es muy recomendable el uso de espejos en determinados puntos. Si por ejemplo elegimos una pared grande en el salón, notaremos un gran cambio, ganando en sensación de amplitud. Además, los espejos reflejan la luz, y todos sabemos que una habitación llena de luz transmite paz, tranquilidad y calidez, mientras que una habitación frio nos transmite lo opuesto.

La situación de los espejos

Situando de forma óptima los espejos en casa, conseguiremos espacios bien iluminados y mucho más atractivos. Por ejemplo, si situamos un espejo frente a una ventana, conseguiremos que la habitación sea más bonita, (tan bonita como sean las vistas que tengamos desde esa ventana claro).

espejo para baño
Conseguir combinar su situación, funcionalidad y su función decorativa será la clave para conseguir un resultado perfecto y transformar totalmente los espacios.
También podemos usar los espejos para ocultar pequeños desperfectos en la habitación o acabados que no terminan de gustarnos. Si tenemos una pequeña grieta en la pared, podemos ocultarla con la colocación de un bonito espejo, dándole además un nuevo toque de estilo a la habitación.

Otras formas de ganar espacio

Además de con los espejos, hay más opciones para ganar espacio en casa. Los colores con los que pintemos la estancia son muy importantes. Si elegimos colores claros para pintar las paredes y evitamos los choques de colores aumentaremos considerablemente la sensación de amplitud de la habitación. La utilización de armarios empotrados también es una idea acertada cuando de ganar espacio se trata, así como la de estanterías de toda clase.
Aunque parezca una contradicción, separar el sofá de la pared hará parecer tu salón más amplio, ya que podemos colocar detrás una planta o lámpara de pie, aumentando así la sensación de amplitud.

Espero que estos consejos sobre cómo ganar espacio en casa te hayan resultado útiles y te animo a improvisar y a usar la imaginación en la decoración de tu hogar.