En los últimos meses, MIARCO ha impulsado la puesta en marcha de una serie de iniciativas que contribuyan a seguir construyendo una compañía cada vez mejor, adaptada a las demandas de la sociedad actual, que buscan entornos de trabajo más igualitarios y éticos.

Por este motivo, MIARCO está desarrollando diversas iniciativas destinadas a trabajar en este sentido, entre las que  destacan por un lado la elaboración de un Plan de Igualdad, y por el otro la implantación de un Código Ético destinado a guiar el comportamiento de todos los que forman parte de la compañía. Ambas acciones contribuyen a reforzar algunos de sus valores corporativos, como el de la ética.

 

 

MIARCO trabajando por la Igualdad 

MIARCO apuesta por la construcción de una sociedad cada vez más igualitaria, por eso ha iniciado el proceso para crear su Plan de Igualdad empresarial, un documento que recogerá toda una serie de acciones que supongan mejoras respecto a la situación actual, tanto en lo que se refiere a la igualdad de género, como otras destinadas a la prevención de cualquier otra manifestación de acoso laboral.

Con la elaboración del documento, y posterior puesta en marcha de este plan MIARCO busca eliminar cualquier tipo de situación de desigualdad o discriminación por razón de sexo, e integrar dentro de la compañía los valores de igualdad de trato y oportunidades entre mujeres y hombres.

La ética como valor fundamental

Dentro del conjunto de medidas que MIARCO ha puesto en marcha para reforzar sus valores corporativos, destaca también la redacción del Código Ético de la compañía, con el que MIARCO busca establecer los valores que deben guiar el comportamiento de todos los empleados y miembros que lo integran, así como propiciar una conducta empresarial honesta, que redunde en una imagen de transparencia que sea valorada tanto por los miembros de la organización como por el resto de la sociedad.

Este documento recoge tanto las bases de la relación de la compañía con los empleados, a los que se compromete a ofrecer un entorno de trabajo estable, con unos principios y valores consolidados; pero también el compromiso de MIARCO con sus proveedores, clientes y administraciones públicas. Además, en el documento se plasma también el sistema de funcionamiento de este código ético y se establecen los canales de comunicación para el reporte de incidencias relacionadas con el mismo.

Con la puesta en marcha de estas dos importantes acciones desde MIARCO se busca seguir trabajando no solo por conseguir ser una mejor compañía para todos los que forman parte de ella, sino también hacer su pequeña contribución para alcanzar una sociedad más justa e igualitaria.